Genera confusión ‘Borrón y cuenta nueva’ de AMLO por adeudo de luz

La propuesta de Andrés Manuel López Obrador de dar ‘borrón y cuenta nueva’ a deudores de luz genera confusión entre la resistencia civil

El anuncio de “borrón y cuenta nueva” por adeudos de luz a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) anunciado el domingo por Andrés Manuel López Obrador, virtual presidente electo, han generado confusión.

El martes, López Obrador aclaró que solo a un grupo de Tabasco sería el beneficiado con esta propuesta.

Son dos extremos; en un caso pareciera premiar a los deudores de todo tipo y en el segundo dejaría fuera a movimientos de indígenas y campesinos, que llevan años pidiendo tarifas que puedan pagar.

En noviembre de 2015, Andrés Manuel López Obrador y Movimiento Regeneración Nacional (Morena) comenzaron a apoyar los trámites de amparos de usuarios deudores de la Comisión Federal de Electricidad; también, promovieron brigadas de reconexión, casos que retomó durante la precampaña.

Vamos también a resolver el problema de la resistencia civil pacífica… Desde el primer día se va a dar la instrucción de borrón y cuenta nueva”, afirmó López Obrador.

Comunidades enteras, en varios estados, están desde hace años en resistencia.

Chiapas

En Chiapas, desde 1994 existe el movimiento civil pacífico; en Paredón y en Tonalá, por ejemplo, solo el 10 por ciento de los clientes estaba al corriente de sus pagos, a inicios de este sexenio.

Elías Solís, pescador del Paredón, comentó que en un inicio pagaban cinco pesos de luz, “y así estuvimos. De ahí vinieron y nos engañaron. Les vamos a poner medidor y van a pagar menos. Mentira, más arriba se fue”.

Aurelio Méndez, integrante de la Federación de Organizaciones Sociales de Chiapas, señaló que para ellos “la tarifa justa estamos considerando de 100 a 200 pesos, cuando mucho”.

Baja California

En Baja California, donde las temperaturas llegan a superar los 40 grados centígrados y el uso de aire acondicionado es frecuente, hay consumidores que dejaron de pagar sus recibos de luz desde hace casi una década; incluso, el tema llegó al Congreso local.

Dolores de Manuel, exdiputada del Partido Acción Nacional (PAN), explicó que “la Constitución es muy clara, dice que no puedes gastar más del cinco o 10 por ciento de servicios públicos del salario de un trabajador. Te vas a dar cuenta ahí que gastaste el 55%, y conservadoramente”.”

Guillermo López, habitante de Mexicali, apuntó que el año pasado no pagaban más de “mil pesos de luz y este año, los recibos vienen muy arriba… En este recibo viene de siete mil 395 pesos”.

Campeche

Otro pueblo en resistencia es Candelaria, en Campeche, donde algunos terminaron en la cárcel, porque presuntamente obligaron a trabajadores de la CFE a que les reconectaran el servicio.

Lourdes Félix, habitante de Candelaria, declaró que sus recibos de luz llegaban de entre 400 y 600 pesos, “ya cuando llegó a 800 nos detuvimos y dijimos ya no vamos a pagar”.

Otra de las habitantes de Candelaria, Sara López, aseguró que al no pagar luz no siente que estén robando, “el Gobierno ha robado más y nos está chupando lo poquito que nos queda”.

Además de Tabasco, Chiapas, Campeche y Baja California, estados como Oaxaca, Guerrero, Veracruz y Chihuahua también se han sumado a la red nacional de resistencia, desde hace casi 25 años.

Ante el anuncio de López Obrador, Sara López dijo que es necesario seguir con la resistencia civil, “necesitamos tener una postura para saber si vamos a seguir con la mesa de diálogo con el nuevo Gobierno… Estamos luchando por una tarifa justa y la energía eléctrica sea un derecho y no se privatice”.

 

 

Con información de En Punto.

 

RMT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *